Sin voluntad no se logra nada…

Compartir:

Por Óscar Tamez

Por cierto…

El problema de la contaminación en la metrópoli regia ya alcanza alarma de seguridad nacional y salud pública.

Ayer hubo una marcha exigiendo aire limpio, pero sin voluntad no se logra nada.

Pemex en Cadereyta no aporta un litro de gasolina a Monterrey, pues se afirma ese combustible no se distribuye aquí; pero sus desechos si los respiramos a diario; se responsabiliza a los carros, pero ningún alcalde le entra a proponer soluciones reales para terminar con los estacionamientos en que se convirtieron las principales avenidas.

Tampoco hay autoridad dispuesta a detener pedreras y fabricas lanza humos.

Así que mientras todo es simulación, usted vaya pensando en evitar las carnes asadas porque en días como el sábado de clásico, hasta la temperatura aumentó de tantos asadores prendidos.

¡Esto último no necesariamente es cierto, pero se lee dramático, no cree!

Compartir:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *